Compromís denuncia deficiencias en la piscina municipal de Casinos

El grupo ecosocialista reclama una actuación urgente para que los usuarios puedan disfrutar del baño con seguridad

REDACCIÓN
Los calentadores no funcionan y están oxidados, no hay agua caliente, las rejillas que bordean la piscina están en mal estado y son de hierro, con el peligro que conlleva para los usuarios.

Según el portavoz de Compromís per Casinos, Miguel Navarré, esta es la situación de precariedad con la que los vecinos de localidad se encuentran esta instalación en plena campaña estival.

Navarré apunta que, faltan muchos ladrillos, por lo que cada año suelen rellenarse los espacios vacíos con cola, por encima de la pintura. Esta cola, con el transcurso del tiempo suele saltar, por lo que aparecen de nuevo los espacios vacíos que hay que rellenar nuevamente.

Compromís apunta que para colmo, la piscina no tiene desagüe y el agua se ha de sacar a través de una bomba, ya que el vaso de la misma está a un nivel más bajo que el colector general.

Además, apunta des de la Coalición, cada año hay que acondicionar el área que rodea a la piscina, quitando los hierbajos y arreglando las juntas entre los ladrillos, con el consiguiente gasto económico que ello conlleva.

Soluciones de Compromís

Desde el Grupo Municipal de Compromís apuntan que se deberían quitar 20 cm aproximadamente de pared a lo largo de toda la piscina, para luego hacer un encofrado, con mallazo, lucirlo y ponerle finalmente el gresite. Por seguridad, se deberían cambiar igualmente las rejillas de hierro que bordean la piscina por otras de plástico, con el fin de evitar riesgos a las personas. Igualmente, el material de mantenimiento de la piscina peligroso (cloro) debería estar en un espacio separado del resto de material (como son las sillas, contenedores, etc.).

Los concejales de Compromís consideran que con el dinero que se gasta cada año el ayuntamiento en poner parches a la piscina, los casinenses podrían tener una piscina nueva. Por ello, el grupo municipal pide que se hagan menos parches y se den más soluciones definitivas.

Con el dinero (que buena parte vino de la empresa RENOMAR) utilizado en la remodelación de la Plaza del Ayuntamiento, se hubiera podido acometer la construcción de una nueva piscina. Lo cual demuestra la mala gestión que se hace del dinero público y las prioridades del actual equipo de gobierno..

 

Arxivat en: General

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *